Perro remojado...

Aquí estoy otra vez, tratando de mentirme a mi mismo, convenciéndome de que esto no ha pasado, al fondo en mi cuarto suena “Man in the mirror”, y eso soy, el hombre en el espejo, ese que es igual a nosotros pero sin existir, por que así quede, sin existencia, sin ganas de nada, y aquí esta Yoko, mi perra, hoy esta adentro por que esta lloviendo demasiado y ella al igual que a mi le gusta el agua, solo que yo no me pongo hediondo a perro remojado, que tristes son las noches sin tus buenas noches y que fríos son mis días sin tus buenos días, quisiera entender por que existen los celos o la inseguridad, es normal tener miedo a perder, lo que no es normal es que ese miedo te lleve a perderlo todo, y si, hablo de amor, ese sentimiento tan sublime, pero tan destructor, hoy en dia en mi país esta de moda destruirlo todo por amor, votar por amor, expropiar por amor... y por lo visto es contagioso, yo me contagie…

Bueno igual creo que no existe vacuna para la estupidez, y en mi caso es cromosomica, hoy quisiera verte y volver a sentir, a vivir, a estar feliz por ti, a estar feliz por mi, a llorar y a reír, pensando solo en que no hay nada en la nevera, pero no importa por que tu estas aquí, el hambre puede esperar, como aquellos días en que veíamos televisión, bueno tu la veías por que yo me quedaba dormido, y tu reías al escucharme roncar, con un dulce beso en la frene me despertabas, que bonitos esos días en que era el súper amigo, el que no había cometido errores, el que te enamoro, el que siempre estaba a tu lado, en esos dias me veías con tanta ilusión, pero como que era eso, solo ilusión…

Y en solo tres días, olvide lo que sentías de rabia me llene , te ofendí, yo te ofendí, pensando mal, pensando que querías vivir sin mi, pensando que solo era uno mas, como me dolió cuando dijiste, que esto había terminado, por que nunca pense en terminar con mi amor, con mi ilusión y mucho menos asi por mi culpa, por mi torpeza, me dolió verte salir sin mi, me dolió verte dormir sin mi, ladran los perros, suenan cornetas y la lluvia que no para de caer, yo aquí ahora si, hediondo a perro remojado, pero esperando una frase donde digas que te quedas y que mi vida a tu lado es posible y que va a avanzar… aunque huela a perro remojado...